Borrachines

Por más que nunca me ha gustado tomar licor, a veces es necesario. Esa sensación de adormecimiento que uno experimenta hace aflorar en algunos la personalidad que no tienen, a otros les aparece una fuerza impresionante y otros a ponerse más amicales que de costumbre.

Me he convertido en una suerte de tomador y fumador social, atrás ya quedaron esos días que había cualquier excusa para destapar un par de chelitas y encaletar un ron en la casaca. Atrás ser un borracho de bar ó de cantina de mala muerte.

Las primeras borracheras cuando uno tiene menos de 16 años, el primer tequila con su limón y sal, la primera borrada de cassette (aun me sigo preguntando en algunas ocasiones como llegué a mi casa), las demostraciones de cariño con los amigos del sexo opuesto, las encerronas, los favores a hermanos mayores para que compren el licor y los cigarros. Cualquier ron hasta el famosisímo Ron Cabo Blanco ó más conocido como Cabito que tenía un comercial que pasaba un tren! Claro! Sentías exactamente el mismo tren pero pasando por tu cabeza al día siguiente cuando algo que se llama "resaca" amanece contigo! (Aunque también hay otras que amanecen contigo si es que amaneces).

Recuerdo que en mi primera borrachera regresé a mi casa algo que se denomina destruido, no recuerdo bien pero algo que llegué a la puerta y no se cuanto me demoré esa madrugada y para mi mala suerte llegaban mis papás en el auto. Al verte parecía que estuviera apoyado en la pared como si se me fuera a caer. Fuí la burla de mi familia por esos días. Algunos lo recuerdan hasta hoy.

Épocas en las que uno fuma una y otra vez, te sientes superior por tomar litros y litros de la rica chela heladita y fumar como chimenea cuando estás en los últimos años del colegio y básico en los primeros ciclos de universidad. Si no salías al break para un puchito, pues no eras nada!



Ahora que uno ya es un adulto responsable (se supone) tiene que empezar a tomar las cosas más en serio, pero al parecer algunos no terminar de crecer y no darse cuenta de algunas consecuencias no tan agradables.

El fin de semana tuve una reunión de aquellas con mis amigos de toda la vida del trabajo en la playa, era un almuerzo pero más era una fiesta bailable donde los tragos iban y venían del bar libre que teníamos a nuestra disposición y libre albedrío.

Consecuencias notables:

1. Unos amiguitos se pusieron más cariñosos de lo acostumbrado delante de todos como si fuera lo más natural! En la empresa donde trabajo hay algunas normas que no nos permiten relacionarnos "más" de la cuenta entre empleados (por lo menos no obvias ni rochozas). La mayoría pretendía cuidarla a ella ya que a él se le podía pasar la mano literalmente. Al final de la noche se fueron juntos en su auto de lunas polarizadas. Hoy no se quieren ver a las caras y la noticia (o chisme) corrió como reguero de pólvora.

2. Algunas se sacaron los zapatos para bailar y se subieron el polo por el calor para mostrar los "mondongos" al aire. Harta foto y harto video que están colgados en el cyberespacio en estos días para hacerles recordar el momento.

3. Otro tomó más de la cuenta y vió lo que comió esa tarde más rápido de lo que cualquiera podía llegar a creer! Lo peor de todo es que fue en el camino de regreso con todas las lunas del bus subidas. No sé porqué pero había olor a panetón! Suerte a mí no me gusta comer el dichoso postre navideño.

4. Unos cuantos gritaban los famosos WOOO!!! como si estuvieran en un concierto pero lo hacían trás la felicidad de escuchar alguna canción pachangera.

5. Se crean nuevos pasos de baile, encima coreografías de las personas que tu menos esperas!

6. El efecto hace que uno baile hasta llegar al piso y encima luego no poder levantarse. Nos reimos algunos y para otros sólo se ríen del dolor.

7. Al subirse al bus de regreso, casi desarmar los asientos y aventar cosas a la cara de los demás, inclusive a aquellos que dicen que no están jugando.

Y así miles... cada uno su propia historia y consecuencia...

Suerte que ya somos adultos responsables no?

Hice una prueba entre mis amigos, ese día tomé 1, 2, 3 ,4, 5.... hasta no me acuerdo que numero de vasos de licor y trás el almuerzo y el bailesito pues a mí ese adormecimiento que se siente al estar borracho se me pasa algo rápido peeero esta vez quise hacer algo diferente. Ya de regreso decidimos ir con mis amigos a "seguirla" y sobre todo comer algo, todos empiladazos acordaron conmigo mientras yo seguía hablando como borrachito y tambaleandome mientras caminaba mientras hacía gala de mis dotes de actor! Todos acordamos y nos enrumbamos al Jockey Plaza para ir a alguno de los sitios que vender tragos de colorines! Esos que parecen que se les cayó un plumón dentro. La prueba nadie la pasó, lo peor de todo es que habían varios de mis amigos que estaban algo sanos.

La prueba era: "¿Quién va a detenerme de manejar mi auto sabiendo que estoy borracho?". Ninguno mencionó nada! Pero nada de nada! Normalmente si estoy borracho no se me nota pero esta vez quise exagerar para que SI lo noten, jalados todos!

Que irresponsables pueden ser no? En mi caso suelo no dejar manejar a mis amigos borrachines, por la seguridad de ellos y por la de las familias que no los verán llegar esa noche ó quizás nunca más.

Si tomas no manejes, te lo dice tu amigo El General! (Intenté buscar el comercial del cantante boricua El General sin éxito), pero siempre que veo a gente con vasos de licor en mano compartiendo en grandes mesas me acuerdo de esto...


Chapulin Colorado - Ansiosos de Navegar



FOTO DEL DIA



"El cielo de Lima la gris desde la Av. La Molina en Lima, Perú"

5 comentarios:

Ivonnette dijo...

Jajajaja... espero que te sigas diviertiendo sin caerte hasta el suelo y quedar inconciente.

Personalmente no fumo, pero si tomo. Y me ocurre dos cosas: o me río más de lo que ya me suelo reir... o me quedo dormida.

Saludos

Pammy dijo...

como siempre otro bueno post y la foto de lima gris oh! me gusto mucho sobr todo ahora que estoy lejos. No te imagino en las calles tomando fotos para tu blog, que profesional eres uh! Que tengas un lindo dia!

BocaDelcielo dijo...

Hola Ivonnette,

La verdad que ya no tengo mucho tiempo para divertirme hasta quedar en el suelo... bueno... si tengo tiempo, lo que no tengo tiempo es para las consecuencias del día siguiente...

Saludos!

BocaDelcielo dijo...

Hey Pammy!

Lima la gris! La misma que veo todos los días por la ventana de mi carro.

Para tomar fotos "profesionalmente" en la calle no necesito subirme a arboles ni tirarme en medio de la pista para detener el tráfico. Sólo se trata de tener paciencia(que no tengo mucha) y perder la vergüenza ya que toda la gente te mira con cara de loco!

Anónimo dijo...

ta bacan tu blog, por fin tendre cayetano.